Una sinestésica explosión de los sentidos para no ver nada y percibir sensitivamente todo.