Etiquetas

, ,

Deglutir algunos acontecimientos, no engulléndolos sino digiriéndolos pausadamente, permite metabolizarlos como si de fruta fresca e inocua se tratara. Otros no tienen deglución posible, solo pueden ser embutidos.