Etiquetas

, , , ,

La filosofía del reconocimiento, trasfondo de este blog, pretende ahondar en las raíces de los gestos más discretos, pero no por ello menos relevantes, que configuran la ideología dominante, las interpretaciones tangentes y críticas, para exponer el panorama heterogéneo que de hecho marca los trazos gruesos y finos de nuestro tiempo.

Esta expedición se realiza desde el concepto divergente del yo, pasando por la posibilidad de reconocer la alteridad como tal y por ende establecer una relación con un mundo múltiple y diverso.

La capacidad de reconocer los entresijos individuales y sociales requiere de una actitud crítica, e incluso algo escéptica, que revire continuamente la perspectiva desde la cual se analizan las cuestiones. No debe haber tabús, ni temas intocables o sagrados, porque quien no duda no indaga ni avanza en sus pesquisas, y es susceptible de ser absorbido por el pensamiento dominante.

Así, la conexión entre la disparidad de elementos que conforman este libro virtual, no es otra que esa voluntad tenaz de reconocer continuamente el dinamismo incomprensible de un mundo que decae por infrahumanización.