Etiquetas

, , ,

Sospecho que los hombres son cada vez más hombres –en el sentido que solo los machos hispánicos podrían entender- por lo que ahora se desplazan en “manada” para ir a violar a chicas solitarias –incluso menores- a las que uno de ellos se liga, y a la que una vez engañada acechan todos, o a la que atacan volviendo hacia su casa. ¡Pero qué machotes! Así, el caso  de “La Manada” de las fiestas de San Fermín me parece que no ha sido más que una evidencia del modo en que los jóvenes se montan orgías impuestas, porque deben pensar que siendo varios ninguna se atreverá a denunciar y que incluso les da la posibilidad de repetir.

Como, parece de sentido común, que las mujeres no van a estar esperando a ver qué día le toca a cada una, debería ponerse al alcance armas defensivas que puedan paralizar muscularmente o de otra forma –desconozco el tema- a los salvajes depravados y cobardes que se desplazan como animales en manadas. No me parece un exceso la petición cuando estamos hablando de un grupo de hombres que sale a la caza de una mujer para agredirla sexualmente y que son ya varios los casos que se han dado. O no salen de su casa las mujeres o se les proporcionan medios que de forma efectiva puedan combatir estos ataques, dándoles la opción de correr y solicitar ayuda. Sino, con el tiempo podemos encontrarnos con manadas de padres, hermanos y novios que cazan a las bestias, y esa situación es algo indeseable, como toda venganza.

Visto está, que en esta cultura es de necios intentar erradicar el machismo, siguen cayendo mujeres ultrajadas y violadas, maltratadas y asesinadas. ¿Por qué no dotar a las mujeres de instrumentos de autodefensa? ¿O ya interesa que sigan cayendo ellas y no ellos?