Lo nímio como respuesta

Un comentario

Nos estremecemos con aparentes nimiedades cotidianas que constituyen, al fin y al cabo, lo más transparenteL y nítido que albergamos en el interior. Por ello, lo supuestamente intrascendente nos conduce a pálpitos insospechados que colman esa comisura raramente transitada. Quizás, aspiramos a intangibles imaginarios que saturen rotundamente el anhelo, ese deseo o necesidad de un sentido que hilvane el caótico acontecer. Pero, insistentemente se asoma tras la sombra de lo insospechado la forma sencilla, obvia y más hábil de vivir, aunque parezcamos ciegos, no por no ver, sino porque no sabemos mirar lo más valioso que hay.

Singular: 1 comentario en “Lo nímio como respuesta”

  1. Examen riguroso el tuyo.
    Me gusta.
    Mi parecer es que sí tenemos de vez en cuando que pararnos, a pensar y estemos acertados o no, pensar en lo importante, que no se nos escape de consciente.También mirarnos hacia nuestro interior y ver cómo somos, y antes de juzgar a otros (ver la paja en el ojo ajeno y no ver la biga en el nuestro), reflexionar cómo actuamos, pues hay que actuar, como diría mi abuela ; “como Dios manda”, osea de manera correcta. Y seamos creyentes o no, ser agradecidos del pan que comemos cada día.
    No sé si he coincido contigo, pero gracias por hacer que me pare un poco y piense.
    Un Saludo Swingers-Lifestyle.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s