El Violador y su derecho de paternidad

Ayer leía una noticia en el Periódico que me dejaba estupefacta: en Londres, una mujer británica que había tenido un hijo fruto de una violación, iniciaba una campaña en las redes sociales para cambiar la ley que permite al susodicho energúmeno ejercer su derecho de paternidad. Parece que la imposición procede de una ley de 1989 sobre la infancia.

El violador se halla en la prisión de Rotherham a South Yorkshire –Inglaterra- cumpliendo una condena de treinta y cinco años, por más de cincuenta delitos de violación y abusos infantiles. La demandante contaba en el momento de la agresión sexual con tan solo catorce años.

Entiendo que la cuestión en sí no despierta excesivo debate sobre la no-paternidad de quien viola a una menor y a consecuencia de este acto depravado nace una criatura. Espero que así sea.

Pero lo que sí me lleva a replantearme es qué entendemos por “derechos” en las democracias occidentales. Porque últimamente empiezo a tener la sospecha que mientras el litigio a dirimir se da entre particulares todos poseen “derecho a” se derive de donde sea ese supuesto merecimiento -¿qué merece quien viola y marca de por vida a una niña de catorce años, dejándola embarazada?- , pero cuando lo que está en juego es el ciudadano contra un sistema injusto los derechos individuales quedan fulminados como polvo arrasado. Intuyo que la falacia democrática se circunscribe allí donde la estructura social y económica no resulta afectada, generando una idea distorsionada sobre lo que significa la libertad individual, la dignidad y los derechos que les corresponden. Esta es una forma eficaz de que los ciudadanos sigan creyendo en la democracia liberal como la mejor forma de Estado y gobierno. Cuando, en realidad, tan solo disponemos de un sistema que comercia con derechos y deberes individuales y colectivos a fin de sustentar la creencia errónea de vivir en una democracia justa y con igualdad de oportunidades.

Qué más da que un infante se vea obligado a ver a su supuesto padre, que lo único que hizo fue abusar de una menor, y que por lo tanto nunca tuvo por voluntad ni su  paternidad, ni ningún tipo de vínculo amoroso o acuerdo de las partes en engendrarlo. Lo que aquí se está es mutando un dato biológico, no querido por la víctima, como derecho de quien comete un delito atroz y deleznable. ¿Tiene este sujeto algún derecho moral y debería tenerlo legal respecto de la víctima y el niño que del acto de violencia se derivó? La respuesta es rotundamente que no, porque los ciudadanos adquieren derechos en virtud de una serie de deberes que contraen con la sociedad, quien no respeta la dignidad de los otros no es digno, ni merecedor de ejercer el derecho de paternidad, que es el asunto que nos ocupa, ya que este supone una responsabilidad amorosa y educativa que el sujeto ha demostrado sobradamente que no es capaz de asumir.

Exigimos que se nos deje de tomar por idiotas, lelos y necios, si creen que este tipo de conflictos nos van a llevar a detenernos sobre los derechos que puede tener un violador de menores. Tan solo provoca una reacción contra ese denominado Estado de Derecho que cada vez evidencia más que es fuerte, pero no justo ni, por ende, de derecho. Si ese caso se hubiese dado en España, u otros países, ya estarían todos los tribunales o instancias internacionales metiendo cuña y cuestionando la Justicia real que se da aquí ¿Por qué no se ha desatado un revuelo contra este suceso acontecido en Inglaterra? La respuesta es obvia,…

3 comentarios sobre “El Violador y su derecho de paternidad

  1. Hola, Ana,
    Española, reinounidense o de Sebastopol, lo que me interesa es que la “justicia” no quede cautiva de leguleyos. Esa representación de la “justicia” con efigie de mujer con los ojos vendados yo la interpreto… en sentido opuesto al que se le adjudica.
    Saludos cordiales

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s